Las claves principales del patrocinio deportivo

6 de mayo de 2019

Hoy en día son muchas las marcas deportivas y empresas que apuestan por estrategias de marketing deportivo para ganar visibilidad. Actualmente asociar una marca a un deporte, competición o deportista a través de la activación del patrocinio deportivo es una de las estrategias de marketing y comunicación preferida por algunas de las grandes marcas.

patrocinio deportivo

Patrocinio deportivo, aspectos básicos

En las actividades de patrocinio, tanto el patrocinador como el patrocinado, buscan el win win (ambos salir beneficiados). Y es que el acuerdo entre ambos es mutuamente beneficioso: por un lado, al patrocinado le otorga estabilidad para poder desarrollar su actividad gracias a la  inversión económica que recibe; por otro, garantiza al patrocinador la identificación  de su marca con los valores que caracterizan bien al equipo deportivo, competición o a un atleta en concreto.

El patrocinio deportivo funciona como una plataforma de comunicación con múltiples puntos de contacto posibles entre la marca y el consumidor. La activación del patrocinio es la clave para asegurar mayores retornos de inversión, así como la alineación entre la marca patrocinadora y un mayor compromiso con el target.

¿Cómo planificar una buena estrategia?

Para planificar una buena estrategia de patrocinio deportivo el primer paso será el estudio o análisis previo. Uno de los pilares fundamentales para asegurar un acuerdo que permita alcanzar el retorno buscado será la definición de los objetivos comerciales de la marca. Objetivos comerciales claros permitirán al patrocinador concentrar sus esfuerzos en seleccionar y negociar un buen plan de derechos, que luego permita desarrollar activaciones relevantes y creativas.

Otro de los aspectos fundamentales es la elección del activo deportivo a patrocinar. Debemos entender la estrategia de marketing de la organización deportiva, equipo o atleta, y determinar si ésta tiene potencial para convertirse en un acuerdo de patrocinio beneficioso. Cuanto mejor sea la alineación entre marca y patrocinado, mayor será el compromiso con el target y por consiguiente mayores retornos comerciales obtendremos. En este proceso, el patrocinador deberá analizar la  compatibilidad de valores y personalidad entre su marca y el activo, así como la coherencia de los objetivos estratégicos de ambos partes.

La duración del patrocinio también es un punto relevante, ya que la asociación que se produce en la mente del consumidor dependerá también de este factor.  

Por último pero no menos importante, la activación del patrocinio deportivo. Esta etapa es crucial para el éxito del patrocinio, porque el plan de activación es la herramienta  que posibilitará a la empresa alcanzar los objetivos establecidos, rentabilizar su inversión y  diferenciarse. Un buen plan de activación responde a la estrategia global de la marca, y establece acciones tácticas y concretas para impactar un público específico.